7.12.10

Capturas
La captura total fue de 642 truchas, 17 Biajacas criollas, 5 tilapias y 4 peces Sol, todo a señuelo artificial. Un simple cálculo nos da el resultado de 1.98 por Hora/Hombre de pesca (21).


El 57.4% de los pescadores se mantuvo en el rango de la decena de truchas capturadas. En la frecuencia inmediata, de 11 a 20 piezas, se incluyó todavía una buena proporción de participantes en la pesquería: 15, para el 27.7%. Cinco pescadores pasaron de las treinta truchas, logrando con ello una media superior a las cinco truchas por hora, vale decir: un pez en la línea cada poco más de diez minutos. El hombre de las 57 truchas se nombra Asdrúbal Moreno y desde 1987 es titular del record de acumulado de captura en el torneo Incendio de Bayamo, con 47 libras y 14 onzas en seis truchas, saldo de dos días de competencia.
Las piezas mayores de los 54 pescadores de esta experiencia fueron asimismo examinadas en sus rangos de peso. Lo más relevante de este acápite, es la preeminencia de los ejemplares de 1 a 3 libras, que podrían ser indicativo de una población joven, en fase de incremento, como debería corresponder a un acuatorio cuyo dique se cerró solo tres años antes de esta medición. Hubo una pieza de 5, una de 6 y una de 7 libras. La sumatoria de las 54 piezas mayores da 120.25 libras, para una media de 2.23 libras por ejemplar de mayor talla.
Los pesos, vuelvo a anotar, fueron estimados visualmente por los pescadores y verificados por el mismo procedimiento por el autor, de manera que esta información debe asumirse con la consabida circunspección si su valoración excede el terreno de los aficionados. Dado que no abundan los estudios acerca de esta especie en Cuba, sobre todo en lo que se refiere a su respuesta a avíos deportivos, hemos decidido no escatimar datos de los que en aquella ocasión se recogieron
Entre las restantes tres especies cobradas a señuelo artificial en este ensayo, la Biajaca criolla tuvo 17 piezas (de estas, 5 las capturó Elio Ravelo y 4 fueron cobradas por Asdrúbal Moreno). La lombrices artificiales negras y las de color naranja atrajeron a esta especie, que también se cogió con pescadito de goma y plug de Rapala. La mayor biajaca pesó 1,0 libra. El Solfish dio cuatro ejemplares, todos con lombrices artificiales negras, el mayor de media libra. La omnipresente Tilapia respondió solo con cinco peces (lombrices artificiales amarillas, negras y rojas, pescadito de goma y plug de Rapala) y su captura con artificial puede que no sea del todo una excepción. Las mayores, de una libra.

NOTA:
21- 54 competidores X 6 horas = 324 horas/hombre. Se divide la captura total -642 truchas- entre esa magnitud y se obtiene un equivalente a 1.98 truchas por hora/hombre.

Continuar:

1-Inicio
2-La trucha entre nosotros
3-Una jornada recreativa
4-Técnicas de pesca
6-Valoración del embalse.